Lo que debes saber antes de elegir un apartamento con uno o dos baños

Elegir entre un apartamento con un baño y uno con dos a menudo puede ser difícil. Es fácil decir que dos es mejor que uno, pero también debe pensar en el dinero y todas las demás ventajas y desventajas que conlleva el baño adicional. Hay algunas cosas a tener en cuenta antes de tomar una decisión.

1. El nivel de privacidad.

Cuando vives solo, la privacidad no es un problema. Pero cuando tienes un compañero de piso, por ejemplo, un solo baño puede resultar insuficiente. Si también comparten el mismo horario, tendrán que prepararse a la misma hora y, por lo general, esto significa que ambos tendrán que ir al baño. Es mejor tener uno propio en situaciones como esta. De esta manera también tendrás tu propio espacio para artículos de aseo y personales. Pero incluso si vive solo, un segundo baño podría ser útil. Puede usar el más cercano a su dormitorio como baño principal y dejar el otro para invitados.

2. Comodidad.

Tener dos baños separados puede permitirle evitar muchas situaciones desagradables. Por ejemplo, puede suceder que dos personas necesiten usar el baño al mismo tiempo para los mismos propósitos o para actividades diferentes. Independientemente de la situación, lo mejor sería tener su propio baño. De esta manera, nadie necesita apresurarse ni cambiar los horarios.

3. Copia de seguridad .

A veces sucede que tiene problemas con el inodoro o con otras comodidades en el baño. En tales casos, un segundo baño puede ser un verdadero salvavidas. Si tu inodoro se estropea por cualquier motivo, siempre tendrás el otro a tu disposición hasta que lo arregles. Por supuesto, esta no puede ser la única razón por la que deberías conseguir un apartamento con dos baños. Si también hay otras razones para eso, entonces también sería algo a tener en cuenta.

4. Medio baño.

Si vive solo, no es necesario tener dos baños completos. Todavía puede tener dos de ellos, pero uno puede ser medio baño. Sería el compromiso perfecto. El medio baño también sería todo lo que sus invitados necesitan cuando están de visita o se quedan a dormir.